La polémica independentista catalana llega hasta la AEPD

Los parlamentarios catalanes del Partido Popular han dirigido una carta al director de la Agencia Española de Protección de Datos al considerar que el fichero de adhesiones a la acción del Gobierno de Cataluña vulnera la ley de protección de datos.

Enric Millo, portavoz parlamentario popular, manifesto que este registro conculca “el principio básico de respeto a las opciones políticas individuales e incurre en una clara desviación de poder“. La carta emitida por el PP ha sido envidada tanto a la AEPD como a la directora de la Autoridad Catalana de Protección de Datos, pidiendo la opinión de ambos organismos acerca de la adecuación del fichero de adhesiones propuesto por el Ejecutivo catalán a la ley de protección de datos de caracter personal (15/1999).

Los represantes populares en el parlamente catalán también ponen en duda la legalidad de la recogida de datos que el Gobierno de esta comunidad autónoma lleva a cabo a través de su web dretadecidir.cat.

En el borrador de creación del fichero propuesto por el Ejecutivo encabezado por Artur Mas, presidente de la Generalitat, se contempla la posibilidad de divulgar el nombre de las personas ahderidas si lo consienten. Una iniciativa que desde el propio equipo de gobierno se ha calificado como confusa y que, independientemente de las opiniones/resoluciones adoptadas por los organismos competentes en la protección de datos, planifican modificar.